Vida y Sociedad Satisfacciones como maestro y director
Coatzacoalcos, Ver.: LIBERTADOR MIGUEL HIDALGO Y COSTILLA, plantel educativo en donde el Prof. Domingo Pérez, se desempeño como director, a partir de 1965. / Agencia
riginario de Jáltipan de Morelos, Veracruz, el profesor Domingo Pérez Ortiz nació un 20 de Diciembre del 1924. Su llegada y permanencia en este puerto de Coatzacoalcos data de más de 65 años.

Agencia
Coatzacoalcos, Ver. / 2018-06-23

Actualmente es maestro jubilado después de haber laborado como profesor y director de instrucción primaria, durante cincuenta y cinco años con cuatro meses y catorce días; más once años como director de la Escuela Secundaria y Bachillerato Abierta; suma que arroja un total de 66 años de labor docente.

A continuación el maestro Domingo Pérez, a sus 93 años, continúa platicando sus vivencias relacionadas con su formación y actividad docente.

¿Qué ha significado para usted ser docente, durante la mayor parte de su vida?

“Como maestro tengo ¡muchas, pero muchas satisfacciones! Al grado tal, que trabajé en el área docente sesenta y seis años. Entre otros gozos me siento orgulloso de haber sido profesor en las escuelas primarias: Centro Escolar Gral. Vicente Guerrero (antigua Vicente Guerrero), Fco. Javier Mina, Fco. H. Santos, Libertador Miguel Hidalgo y Costilla. Asimismo fui director de las primarias: Lib. Miguel Hidalgo (a partir de 1965); Gral. Vicente Guerrero (nueva, a partir de 1971) y Francisco H. Santos (a partir de 1992). Además ocupé el cargo de secretario general del Sindicato Estatal al Servicio de la Educación, así como, el de secretario de organización y propaganda del mismo sindicato, a nivel estatal. Me jubilé en 1993, siendo director de la Escuela Secundaria y Bachillerato Abierto Gral. Vicente Guerrero, por pedimento de mis hijos para proteger mi salud”, explicó.

LA IMPORTANCIA DE SER MAESTRO

“En mi concepto, siempre he dicho a mis hijos y nietos, que lo mejor por estudiar es ser médico o maestro, esas son carreras en donde uno siempre tiene contacto con los niños, con la gente y con la humanidad en general, porque en cualquier momento puede uno servirles. Otra gran satisfacción que tuve fue haber sido director durante 22 años, de la primaria Gral. Vicente Guerrero (matutina), plantel educativo que contaba con una matrícula de 1200 alumnos, 24 maestros para 24 aulas, 3 intendentes y una especialista en trabajos manuales. La principal satisfacción era que siempre sacábamos primeros lugares en muchas áreas o actividades”.
“Siendo director de esta escuela, tuve como ayudantes a la maestra Sandra Luz Zamorano; maestra María Palafox Posadas; maestro José Trinidad Azamar Alemán; maestro Evaristo Azamar Sinforoso; maestra María Magdalena Aparicio Jiménez; maestra Yadira Pérez Joachin (hija mía); maestra Cecilia Santos Carreón, fueron 24 maestros y maestras”.

“Recuerdo que un 20 de noviembre fue el último desfile en donde participamos con dos bandas de guerra, una al principio y otra en medio del contingente, la del principio llevaba 12 tambores, 12 cornetas y un niño con el ‘clarín’, quien al momento de pasar frente al palacio municipal se paraba y tocaba para las autoridades. Por eso siempre que habían desfiles el anunciador decía ¡ahí viene la escuela Miguel Alemán! y todo mundo se hacía a un lado y, también cuando decían ¡ahí viene la escuela Gral. Vicente Guerrero! igual se hacían a un lado, todo porque eran las escuelas que mejor manejaban la banda de guerra. ¡Esta es una satisfacción que después de jubilado la sigo viviendo!”, expresó con entusiasmo.
Continuará
Si usted es persona mayor originaria de este puerto o llegó muy joven, platíquenos sus vivencias.

Edición Impresa
Vida y Sociedad 2018-09-23

Ediciones Anteriores

Suscríbete