Coatzacoalcos Leucemia le arrebata las ganas de vivir
Coatzacoalcos, Ver.: LUCHAR CONTRA EL CÁNCER no ha sido un proceso fácil para Elena, la situación económica de su familia no ayuda mucho. / Alberto Ramos

Amayrani Abad
Coatzacoalcos, Ver. / 2018-02-15

“Ya no quiero vivir, me duele mucho, el tratamiento es muy pesado me marea mucho, como ya no se me notan las venas me tienen que estar picando más de cinco veces por eso es el miedo de ya no querer seguir así”, narró cabizbaja Elena, una joven de 16 años, quien lleva luchando cuatro años contra el cáncer.

Elena es fanática del futbol, le encanta verlo y practicarlo en sus ratos libres, le gusta todo tipo de música, en especial el rap, el reggaetón y el pop, sus gustos y pasatiempos son los de cualquier niña de su edad, sin embargo, su adolescencia no lo ha sido.

Al salir de sexto grado de primaria fue detectada con leucemia, todo inició con un dolor en las piernas, sus madre supuso que se debía al deporte que practicaba, pero con el paso del tiempo la situación empeoró y fue diagnosticada con esta enfermedad, misma que ha afrontado con gran valentía.

El proceso ha sido desgastante para la pequeña, pues cada vez son más intensos las quimioterapias, y los dolores y en esos momentos es cuando desea dejar de luchar para que todo el sufrimiento se desvanezca, sin embargo, la motivación de su madre y de su tía, quienes ha estado con ella todo este tiempo, la impulsan a volver a intentarlo.
“Mi mamá me motiva, me dice que no lo abandone, que si ya lo pase una vez, lo puedo volver a pasar”, dijo.

Actualmente cursa la secundaria, sus amigos y maestros han sido pacientes con ella y le ayudan para que siga en la lucha, pero su timidez la hacen dudar, casi no platica con las personas y prefiere evadir las preguntas, pero en sus ojos se reflejan las ganas de querer vivir y la lucha que ha mantenido por lograr superar esta batalla.

Su madre es de escasos recursos, todos los días trabaja para poder llevar el sustento al hogar y pagar los pasajes para que Elena asista a sus tratamientos, tiene una hermana menor y a su tía, quien ha sido como su ángel de la guarda durante estos años.

“Ha sido difícil para nosotros porque desde que la diagnosticaron hemos estado en el hospital, su mamá trabaja, y Elena se nos ha puesto muy mal, a veces dice que ya no quiere vivir pero yo le digo que hay personas que se han salvado, desde que inicio su enfermedad yo he estado con ella”, añadió la señora Alicia Ramírez Morales.

Este miércoles, en el día de la conmemoración de la Lucha contra el Cáncer Infantil, la pequeña Elena decidió continuar con la lucha para salir vencedora y aprovechó para enviar un mensaje a las demás personas que se encuentren en una situación similar.

“Sigan con el tratamiento, no lo dejen, las consecuencias pueden ser más graves, yo estoy decidida a continuar”, finalizó.

Edición Impresa
Coatzacoalcos 2018-09-19

Ediciones Anteriores

Suscríbete