Regional Pocos recuerdan a los padres ya fallecidos
Agua Dulce, Ver.: Las familias aunque en menor cantidad que el Día de las Madres, visitaron los panteones para estar en la tumba de sus Padres. / C. Augusto Fabre / Imagen del Golfo
Cada año menos personas van a los panteones a visitar las tumbas de sus progenitores en el Día del Padre

C. Augusto Fabre / Imagen del Golfo
Agua Dulce, Ver. / 2017-06-18

Cada día son menos las familias que llegan a visitar las tumbas de sus padres, a pesar de que el arraigo en tradiciones es menor que el Día de la Madres, los hidrómilos aún llegan a los panteones municipales, tratan de mantener viva la costumbre y llegan para lavar y estar un rato con su padre, incluso platicar un poco de la vida desde su partida.

Ayer en Agua Dulce, el panteón principal de la colonia Obrera abrió desde muy temprano sus puertas, algunos jóvenes y otros no tanto esperaban pacientes que llegaran las familias para ir a lavar las tumbas o realizar algún trabajo de limpieza, pero hasta el mediodía los hidrómilos no eran tantos como se esperaba.

La mayoría de las familias que llegaron lavaron tumbas, pusieron veladoras al pie de los epitafios y les contaron a sus nietos historias de sus padres, a pesar de que el panteón no se llenó, se podían ver a los hidrómilos regados en el cementerio pasando un par de horas con su ser querido ayer, en donde se celebró el Día del Padre.

Además de la limpieza, las familias recordaron los tiempos y consejos que les dieron sus padres, algunos con más tristeza que otros, incluso señalaba una familia de El Repasto que esperaban que bajara el sol para llevar al último nieto de la familia, quien había nacido hace un mes y medio.

De esta manera y sin llenar los panteones hidrómilos, las familias visitaron las tumbas de sus padres, a quien muchos les deben más que la vida, por sus sabios consejos y los ejemplos que les dieron.

Edición Impresa
Regional 2017-08-16

Ediciones Anteriores

Suscríbete